Comparte esta nota

Estas son cinco de las cascadas más impresionantes de México

No todo en la vida es playa, este país también tiene una preciosa naturaleza en su interior
Por Oportuna

Con las vacaciones o los fines de semana en puerta, todo lo que pensamos es en playa, pero quizá es el momento de que te aventures en la naturaleza. Además de paisajes únicos, te puedes divertir como un niño con las actividades ecoturísticas.

Cascadas de las nubes, Chiapas

Están ubicadas a 129 kilómetros de Comitán de Domínguez, Chiapas. El agua turquesa es lo que resalta de esta bellas cascadas que en su caída hacen un balneario único dentro de la selva Lacandona. Es un lugar rodeado de aguas y selva, ideal para el turismo de aventura.

Basaseachi, Chihuhua, Chihuhua

Basaseachi, en lengua rarámuri significa “la cascada o el sitio del coyote”, es hogar de las dos cascadas más altas del país: Piedra Bolada, con una caída libre de 500 metros, y Basaseachi, con 270 metros. Además, su parque nacional es famoso por su frondoso bosque de pinos y robles. Es un excelente lugar para observar aves y otros animales en su ambiente natural. Si tienes suerte verás águilas, pájaros carpinteros, pavos salvajes, pumas, venados y zorros. A medida que te aventures en la profundidad del bosque podrás ver linces, jaguares, mapaches, nutrias y jabalíes. Toda una aventura con la naturaleza.

Cascada Cola de Caballo, Nuevo León

Esta cascada de 27 metros de altura es parte del Parque Nacional Cumbres de Monterrey. Está formada con aguas cristalinas que bajan de la Sierra Madre Oriental, semejando una cola de caballo rodeada de mucha vegetación. ¿A poco no es bellísima? 

Cascadas el Chiflón, Chiapas

Están situadas a 122 kilómetros de San Cristóbal de las Casas, Chiapas. El recorrido por esta hermosa reserva natural consiste en 1,268 metros de andadores rodeados por un valle de cañaverales, montañas y bosque tropical en el que se aprecian una gran flora formada por varias especies de orquídeas, bromelias, árboles de sabino, árboles palomillo, chicozapote, cedro y caoba, entre otros. Es un lugar del que quedarás enamorad@. 

Cascada Tulimán, Zacatlán

Se encuentran a 35 minutos del centro de Zacatlán, Puebla. Su caída está dividida en 3 cuerpos que suman aproximadamente 250 y 300 metros de altura. Este destino tiene caminos y veredas rústicos. Algo que los visitantes no pueden dejar pasar es el “papalotl”, un árbol que tiene un hueco en uno de sus costados provocado por un fenómeno que hasta ahora es desconocido. Tiene una dimensión de 60 cm de ancho y 5 metros de altura. En su interior pueden entrar de 12 a 15 personas, lo increíble de esto es que el árbol tiene vida.

Y tú, ¿que otras cascadas conoces?

Comparte esta nota

Envía tu comentario

¡Publicar en Oportuna es gratis y sencillo!

Publica lo que no usas
Ofrece lo que quieras a miles de compradores. ¡Es gratis!
Vende de manera sencilla
Publica tu aviso en minutos
Gana dinero
En Oportuna no hay comisiones. ¡Todo el dinero que ganes de tus ventas es tuyo!